Share

Gabriel Pedernera: "La música es lo que uno elige hacer, más allá de todo"

En la previa al festejo de los 15 años de Eruca Sativa, charlamos con Gabriel Pedernera, baterista de la banda. El encuentro fue posible gracias a que Gabriel nos donó un tiempo en su ajetreada agenda, recordemos que el músico además es productor musical (fue el productor de los últimos discos de David Lebón, entre otros), realiza el podcast Trip en el Bocho y es padre de la pequeña Ninita. En el intercambio hablamos de los shows que darán por su quinceavo aniversario, sobre el nuevo disco pronto a salir, los premios Grammy y alguna que otra anécdota de la banda.

Hace poco lanzaron el single "Afuera", una versión del tema de la banda Caifanes. ¿Cómo surgió la idea de hacer versiones de otros artistas y por qué eligieron esta canción como single para presentar el nuevo proyecto?

Gabriel Pedernera: La verdad es que siempre nos gustó mucho el tema de agarrar canciones y pasarlas, como dice Lula, por el rayo eruquizador. Ver qué nos sugieren y ver cuál es nuestra forma de contar esa historia. Lo hacemos desde inclusive antes de que Eruca sea Eruca. En aquél momento lo hicimos con "Eleanor Rigby", de los Beatles. Nos gusta ese desafío, nos gusta como forma de entrenar la creatividad, el corazón, la cabeza, el cerebro, todo junto. Siempre lo hicimos, y siempre como que coqueteamos con esta idea de decir "che, en algún momento todo esto que hacemos se podría convertir en un disco, podríamos lanzar algunas de estas canciones". En un momento hacíamos una canción de Spinetta y decíamos cuándo vamos a grabarla, y siempre quedaba afuera de los discos porque, bueno, los discos previos de Eruca son como muy concretos: son una historia que empieza y termina. Entonces como que no hay un lugar para otra historia... Este año dijimos "que tal si grabamos algunas canciones que nos gustan y les damos forma". Ahí apareció "Afuera", que es un temazo increíble que yo tuve la posibilidad de descubrirlo porque, cuando mis compañeras me lo pasaron, fue como la primera vez que lo escuché bien y dije "ahh, ésto es una locura, es un temón y vamos a hacerlo". Y empezamos a darle forma y empezó a surgir muy rápido. A nosotros nos pasa algo que es que cuando las cosas se dan de manera fácil es cuando disfrutamos más, viste. Si empezamos a trabajar en una canción, sea propia o sea externa, y pasa el tiempo y pasan las horas y vemos que no fluye... nos decimos "che, no es por acá". Es fácil o imposible. Vamos a meterle a ésta que sí empezó a fluir y empezó a sonar. Y así fue con "Afuera", que la verdad es que me encanta cómo quedó la versión. Me encanta cómo surgió, me encanta que se haya sumado Víctor Carrión en la quena, que también es como que hace este aporte más argentino, de ese sonido tan reconocible. Así que estoy muy contento de que haya sido ahora y de esa manera.

Gabriel nos anticipó que este proyecto (el octavo disco de la banda) saldrá a la luz el mes que viene, si bien no dio fecha exacta, aseguró que será antes de Navidad.

Diciembre, un mes de grandes festejos: la gira por los quince años en Obras, Santa Fe, Rosario y en Córdoba que hacen doblete. ¿Por qué decidieron hacer un show en el Teatro Real de la ciudad de Córdoba y otro en el Luxor de Carlos Paz?

GP: Teníamos muchas ganas hace mucho tiempo de hacer teatro. De hecho, cuando estábamos pensando la gira de "Seremos primavera", nos dijimos: estaría bueno hacer teatros. Y bueno, vino la pandemia y pasaron un montón de cosas... La verdad es que la última vez que estuvimos en el teatro Real fue cuando salió nuestro segundo disco, hace doce años, en septiembre del 2010. Y volver a ese lugar, festejando los quince años ya con un octavo disco de Eruca, es como una mezcla de emociones muy fuertes. Ahora se sumó el Luxor, que la verdad es que lo elegimos porque es un lugar increíble, un teatro impresionante. Y que también está, de alguna manera en Córdoba, más allá que no sea en la ciudad. Para nosotros Córdoba no es un punto más de la gira por todo el país, es nuestra casa. Siempre hacemos lo posible para pasar la mayor parte del tiempo ahí.

Con respecto al Obras del 2 de diciembre, el baterista nos contó la historia del porqué dicen que ese show va a ser un Elegante Pogo. Haciendo un paralelismo con las fiestas de las quinceañeras, donde todos van vestidos con trajes, en el caso del festejo de Eruca la intención es que el público vaya a festejar y a saltar mucho: "No solo a celebrar los quince años, sino que a celebrar la postpandemia, el hecho de volver a estar juntos, cerca en un lugar saltando, escuchando música fuerte, en vivo", nos comentaba.


Eruca. Foto: Nora Lezano

El 17 de noviembre van a estar en Las Vegas, en la premiación de los Latin Grammy 2022. En esta edición están nominados en la terna Mejor Canción de Rock, por "Dia Mil", y compitiendo en la categoría con Fito Páez, Molotov, Wos, Bunbury y Vetusta Morla.

GP: Sí, es una categoría muy difícil, y la verdad es que nos halaga mucho. Cada vez que pasa algo así relativo a los Grammy, a la academia latina, a mí me surge como esta cosa de agradecimiento. Porque si miro para atrás, al pequeño Gaby que estaba tocando la batería en la casa de sus padres en el barrio Los Gigantes, no sé si se hubiera imaginado algo así... Es un montón. A nosotros nos nominaron por "Blanco" como álbum de rock en el 2013, después salió "Barro y Fauna" en el 2016, que tuvo tres nominaciones, después salió "Seremos primavera", en el 2019, que también tuvo tres nominaciones más. Es como un montón que tengan en cuenta nuestra música y que pongan nuestra música en esa vidriera tan enorme con músicos tan increíbles... Es algo que uno no lo puede dimensionar. Mas allá de que después te ganes la estatua o no, que obviamente es una super alegría finalmente conseguir un latín Grammy, no tengo duda que debe ser un cambio muy grande. Pero el hecho de estar ahí, que es como la parte más difícil, es un montón. No tengo más que palabras de agradecimiento con mis compañeras, porque son las que estuvieron conmigo desde el primer día para que todo esto sea posible. Y son los dos motorcitos que están llevando adelante esta máquina que hoy es Eruca, que arrancó con nosotros tres adentro de una salita tocando, de una manera muy enfocada pero a la vez inocente, y que nos ha llevado a recorrer el mundo. Es una locura. Yo por ahí hablo y pareciera que tengo 70 años, pero en verdad tengo 36. En verdad, todavía me considero joven; considero que todavía me quedan por vivir un montón de cosas, pero si fuera hasta acá, si el camino fuera hasta acá, de verdad, yo no tengo más palabras que decir gracias. La música es lo que uno elige hacer más allá de todo. Yo me dedicaría exactamente a lo mismo, por más que nadie nunca me pagara. Lo seguiría haciendo, pero sin ningún tipo de duda.

Gabriel nos contó sobre el camino que tuvieron que hacer siendo una banda que venía del interior, hasta el día de hoy se presentan en sus redes sociales como un ‘Trío hecho en Córdoba’, y como la gente los miraba sorprendidos, porque hacían rock y no cuarteto. También cree que, si bien hoy la cosa está más federalizada, "lamentablemente todavía estamos viviendo en un país que sigue siendo como muy centralista. Yo creo que los Unitarios ganaron finalmente, pero de a poco se abre esa onda", nos decía.

Con respecto al balance de estos 15 años, Pedernera nos confió que no se han sentado a charlar sobre ello, pero que para él es muy positivo. Luego al preguntarle sobre el aporte de Eruca a la música y a la sociedad, él plantea que le es difícil hacer un juicio sobre eso, pero "si te digo qué es lo que a mí me gustaría como legado, me gustaría dejar el seguir a tu propia intuición. Que nadie te diga lo que tenés que hacer. Nosotros ya hicimos ocho discos y en cada uno de ellos vino alguien y nos dijo 'no, este disco para mí no va, para mí lo que ustedes tienen que hacer es esto'. Como que siempre hubo alguien que sabía mejor que nosotros lo que teníamos que hacer. Y nosotros, sistemáticamente, esquivamos a ese alguien y dijimos no, nosotros sabemos lo que tenemos que hacer. Entonces, si a mí me gustaría dejar algo, te digo que me gustaría éso. Como esta cosa de decir 'yo soy el artíficie de mi propio destino', yo elijo la música que hago".

Al referirse a sus compañeras Lula Bertoldi y Brenda Martín, el baterista no tiene más que palabras llenas de elogios y admiración: "te lo puedo decir porque me toca vivir y compartir con ellas, te puedo decir que hay un antes y un después de la música de argentina después de mis compañeras. Eso te lo puedo decir con total certeza... Siento que ellas le abrieron un camino a un montón de personas, siento que era necesario que ellas salieran a fines del 2007 con esta música y cantando y tocando de la manera que lo hacían y lo hacen. Porque hay mucha gente que vio eso y dijo 'ahh, ok! yo también puedo'. Eso sí es un legado, y es un legado groso. No tiene precio, es realmente dejar una huella en la música argentina. Me parece que ya no es lo mismo la música que lo que era en ese momento y definitivamente no va a ser lo mismo después del paso de Lula y de Brenda por la música".

Al hablar del fuerte compromiso que ellas tienen en la lucha para que se cumpla con la Ley de Cupo en los espacios culturales, para que las mujeres y las diversidades tengan mayor presencia en los escenarios, además de otras que están muy ligadas a lo social (desde el aborto legal y el Ni Una Menos, también acompañan a la lucha de las Abuelas, Madres e H.I.J.O.S.); Pedernera comenta que él decidió acompañarlas y estar a su lado, pero que quienes sean las que tomen la palabra sean ellas, ya que considera que "hay que callarse la boca y dejar que hablen las protagonistas", y lo que ellas sufrieron. "La gente venía a tratar de explicarles a mis compañeras cómo tenían que afinar la guitarra... Hemos vivido situaciones de extremo machismo e ignorancia muy terribles al principio. Eso se fue revirtiendo bastante. Hoy, quince años después, te puedo decir que está bastante distinta la cosa, pero todavía hay muchísimo que descubrir, que deconstruir, muchísimo territorio que ganar. Hay luchas que van a ser largas y que yo espero que cuando mi hija tenga 30 ó 35 ya vea una luz, un horizonte muchísimo más claro".

Tenés alguna anécdota que consideres memorable, que cuando estén festejando los 30 años les digas a Lula y a Brenda: "Che, se acuerdan tal cosa?"

GP: Lo primero que se me viene a la mente es ver ese camión adelante nuestro que se le estaban cayendo los budines. Estábamos volviendo a Córdoba en la camioneta y teníamos un hambre que no lo podés creer. Yo quería volver rápido a la casa de mis viejos porque sabía que había milanesas... Íbamos a hacer los shows con plata que nos prestaba el papá de Lula para pagar la nafta, y así. Y vemos que al camión que venía adelante nuestro en la ruta se le cae una caja de cartón. A los cien metros, se le cae otra. Entonces, frenamos para ver qué había en las cajas. Era la época antes de navidad... tenía adentro como 24 budines, de esos marmolados! Fue como un oasis para nosotros, que no lo podíamos creer. Primero que nos comimos casi todos y, los que sobraron, nos los repartimos y los llevamos a nuestras casas... Para mí esa es como una imagen hermosa porque éso era Eruca. Esa imagen nuestra en la ruta era lo que éramos en los primeros años. Era intenso y hermoso, manejando nosotros, cargando y descargando nosotros la camioneta.

¿Nos podés dar un top five de los temas de Eruca que hoy te interpelan?

GP: Te diría "Justo al Partir", "Tanto", "Creo", hay uno del disco nuevo que me parte al medio pero no te lo puedo nombrar, y "Magoo". O sea cada momento, cada disco tiene sus cosas, su particularidad, que me encantan. Yo escucho los discos y me traen recuerdos. Y la verdad es que haciendo todos los discos de Eruca la pasamos muy bien, así que solo tengo buenos recuerdos.

Recordanos nuevamente los shows que se vienen.

GP: Nos vemos en diciembre en el Obras el 2, y después vamos a estar el 7, el 8, el 9 y el 10 girando por Córdoba, Santa Fe, Rosario y Carlos paz. Va a ser hermoso volver a encontrarnos y a disfrutar de la música.