Share

La Beriso

Perdido

Sólo pensamientos te cruzan.
Cada vez menos sonrisa en tu cara.
¿Qué podés hacer con esto?, si nunca hiciste nada.
Y la maldición golpeó la puerta sin darte la cara.
El día menos pensado la muerte cobra su venganza.
Solo como un pibe perdido en medio de la nada.
Terminaste siendo enemigo de tu propia mirada.
Sientes que estás muerto entre... Entre fantasmas que no te dejarán volver a vivir.
Cuántas voces de madrugada escuchabas siempre sobre tu almohada,
Y te levantabas con miedo de una nueva venganza.
La prisión de tu conciencia te aprieta, te aprieta y te estalla.
Caminás por tu mansión tan ciego, sin pensar en nada.
Ni una mujer te acompaña.
Sólo gatos de la noche fría que piensan fumarte la plata, y dejarte tirado en cenizas.
A vos, no te importa. Es el mensaje que deja tu vida.
Ya nadie responde hoy a todas tus causas vividas.
Solo como un pibe perdido en medio de la nada.
Terminaste siendo enemigo de tu propia mirada.
Sientes que estás muerto entre... Entre fantasmas que no te dejarán volver a vivir.
El pueblo te muestra la cara.
Vos mostrás tu alma, que está vacía.
Nosotros ganaremos la calle.
Lucharemos todos por nuestras vidas.
Y la maldición golpeó la puerta sin darte la cara.
La prisión de tu conciencia te aprieta, te aprieta y te estalla.
Solo como un pibe perdido en medio de la nada.
Terminaste siendo enemigo de tu propia mirada.
Sientes que estás muerto entre... Entre fantasmas que no te dejarán volver a vivir.
Solo como un pibe perdido en medio de la nada.
Terminaste siendo enemigo de tu propia mirada.
Sientes que estás muerto entre... Entre fantasmas que no te dejarán volver a vivir.
Que no te dejarán volver a vivir.
Que no te dejarán volver a vivir.