Share

Martez

Paz

Luego de los sólidos desiertos cotidianos
Mi dolor se ve vagando ya sin rumbo
El tiempo se me va ya sin si sonrisas
Y solo fluye como el viento tu expresión

La esperanza de mi espejo
Se refleja en tus mañanas
Pero deja de aturdirme de silencios
Que con las frases de tus ojos ya me basta

Por favor ya no mas
Deja de verme con tus lunas
Dame tu sublime paz

Que me ves y se callan las sirenas
Los jazmines se preguntan
Si su aroma agrada a el alma

Por favor ya no me llenes de silencios
Y sonrisas y dulzuras
Es que no me aguanto ya el desquicio en mi interior

Y quizás entre otras cosas me pregunte
Si el enigma de tus ojos permitirá dar rienda suelta al corazón

Y al fin tu menguante se transformara en creciente
Para suavemente iluminarme con tu paz