Share

Pedro y Pablo

Miguel Cantilo y Jorge Durietz se presentaban haciendo covers de The Beatles en fiestas como un trío vocal (junto a Guillermo Cerviño). El verano de 1968 viajaron a Punta del Este, donde organizaban zapadas en las playas. "Al rato se nos juntaban como 50 personas alrededor nuestro. Ahí nos empezamos a avivar de que algo pasaba", relata Cantilo. Comenzaron a cantar públicamente en La Fusa, un café bar de la ciudad balnearia uruguaya, que frecuentaban Jorge Schussheim, Carlos Perciavalle, Nacha Guevara y Susana Rinaldi.

Apadrinados por Horacio Molina, llegaron a CBS para grabar el simple "Yo vivo en esta ciudad" / "Los caminos que no sigue nadie" (1970). Aún no tenían decidido el nombre del dúo: "Si le poníamos Jorge y Miguel parecía nombre de coiffeurs; si le poníamos nuestros apellidos, no quedaba bien porque no se usaba. Había una onda de poner nombres históricos y entonces elegimos Pedro y Pablo, primero porque tenía que ver con la Biblia, después porque tenía que ver con un libro de moda en las librerías y después porque tenía que ver con Pedro y Pablo Picapiedras", recuerda Cantilo.

Líderes del folk contestatario, este dúo tuvo su primer gran éxito con "La marcha de la bronca", tema con el cual ganaron el Segundo Festival de la Música Beat y luego con "Catalina Bahía", compuesta por Cantilo a su novia. El álbum "Conesa" (1972) fue presentado en el Festival B.A.Rock, ante casi 20 mil espectadores.

Entre 1973 y 1975 las presentaciones fueron esporádicas, ya que Cantilo se radicó primero en El Bolsón y luego en España. Sin embargo, grabaron "Apóstoles", disco que sería lanzado recién en 1981. Cantilo regresó al país acompañado por Punch, pero el poco éxito desmoronó este proyecto, y retornaron a Pedro y Pablo, aunque bajo el nombre Cantilo-Durietz para evitar la censura.

En 1982 participaron en el Festival de la Solidaridad Latinoamericana, evento para el cual retomaron su antigua denominación, acompañados por la banda de Cantilo: Punch. El éxito acompañó al dúo en una extensa gira nacional, en la cual registraron un álbum en vivo. Del álbum "Contracrisis" (1982) se recuerdan temas como "Señora violencia e hijos" y "Animo che".

Al separarse nuevamente e intentar recomenzar las carreras solistas perdieron todo poder de convocatoria, al punto que "Corazón sudamericano" (1985), último disco del dúo, pasó casi totalmente desapercibido.

Hacia comienzos de 1995 regresaron nuevamente a los escenarios, para interpretar los temas clásicos y sus nuevas composiciones solistas, acompañados por Sufiel Cantilo (teclados), Anael Cantilo (bajo) y Rubén Fernández (batería y percusión).

Un año después realizan una gira por la costa atlántica argentina y en 2009 remasterizan y editan su primer álbum, "Yo vivo en esta ciudad".

Pedro y Pablo, en 2010, emprenden la gira Pedro y Pablo Cantan Los 40 y en 2015 realizan varios conciertos exitosos, entre ellos en La Trastienda de Buenos Aires y en el Auditorio de Belgrano. En 2017 llegó "Unidos por el cantar", una nueva placa de estudio del dúo.