Share

Adrián D'Angelo

Las puertas del Edén

No tengo donde ir
No tengo que pensar
No tengo que tener
para cruzar las puertas del edén

No tengo que morir
No tengo que parar
No tengo que saltar
si no quiero, si lo quiero ya

Antes que nos detecten
podemos escapar
no son tus ojos, no son los lentes,
lo que ves no es real

Tomatelo caliente
antes que no haya mas
están matando a los de nuestra especie
vengo a contraatacar

No tengo que perder
No tengo que esperar
No tengo que pagar
por lo que ya pague y no me han de dar

No tengo que mentir
Yo tengo mi verdad
No tengo que creer
que esa es la música que quieren escuchar

Yo tengo el beat de un tambor caliente
Tengo una espada que me defiende
muestra tu identidad
y un par de cartas que quedan por jugar

muéstrame con los dientes
tengo una música que nunca miente
si quieres algo mas
y un par de cosas que no he de contar

Mi cuna fue de lo más ardiente
Cuando las mil noches de tu mente
dos cuervos y un altar
cuando las luces de la trinidad

reza por mí, pero hazlo bien fuerte
donde se quiebra lo eternamente
por si no vuelvo, chau...
ya lo veras...